Como parte de su estrategia para ampliar su participación en el segmento de multifamily, la AGF de Zurich está en proceso de roadshow para comprar su segundo edificio de renta residencial, con el que esperan recaudar alrededor de US$ 12 millones.

La apuesta de la administradora está en un inmueble de la comuna de San Miguel con una extensión de 7.700 m2, que corresponden a 152 departamentos, el cual se sumará como el segundo activo dentro del fondo Zurich Renta Residencial I.

El primero, adquirido a fines de 2020, es un edificio en La Florida con aproximadamente 111 unidades de departamentos con el que recaudaron cerca de US$ 10 millones.

El portfolio manager de la firma, Alfredo Parra, explica que la nueva adquisición se sitúa en una zona residencial de ingresos medios, que pretende ofrecer a los inversionistas una mayor estabilidad de inversión.

“Si bien en los sectores de ingresos medios-bajos el arriendo tiene mayor rentabilidad, pero con más volatilidad, la posibilidad de que una persona por algún inconveniente se tenga que ir del arriendo o haya algún default del arriendo es mayor. Entonces buscábamos sacrificar un poco de la rentabilidad para obtener mayor estabilidad en la operación del negocio”, detalla.

Si bien el fondo de inversión inmobiliario -no rescatable y sin monto mínimo de ingreso- está abierto a cualquier inversionista, hasta la fecha, los principales aportantes son institucionales. Asimismo, se espera que la llegada del nuevo edificio duplique los activos bajo administración por sobre los US$ 16 millones y entregue retornos entre 4% y 5% para 2022, sin considerar la plusvalía.

 

Oportunidades a la vista

Uno de los motivos que impulsó a Zurich AGF a lanzar por primera vez un fondo inmobiliario de renta residencial fue la recuperación de la demanda de los inversionistas sobre estos activos, luego de un periodo de menor dinamismo marcado por el estallido social y la pandemia.

«Desde septiembre de 2021 a la fecha, la situación paulatinamente ha visto una mejora. La rentabilidad de estos activos ha mejorado de forma importante en el último año en comparación a 2 o 3 años atrás. Esto se da más que nada porque aumentó el precio del arriendo en general en Santiago y el precio de la vivienda lo ha seguido por este mismo factor», explica Parra.

«La situación crediticia se ha tornado un poco más estrecha para la familia. Le han subido los requisitos, sumado a que piden más monto de pie para poder comprar una vivienda, es decir, tasa más alta, requisitos más altos. Eso ha llevado a que personas que previo a la pandemia calificaban como compradores ahora no, y en la práctica esas familias tienen que tener algún lugar donde vivir y ha presionado al alza el precio de los arriendos», añade.

Así, de cara a las próximas oportunidades, Parra afirma que la cartera del fondo podría seguir expandiéndose para incluir 3 o 4 alternativas más, sumado a la posibilidad de incluso abrir un segundo fondo de inversión inmobiliario.

«Desde que iniciamos el fondo lo estamos evaluando. Siempre y cuando decidamos cambiar alguna característica. Por ejemplo, si decidimos invertir con pie en el primero, lo justo para poder separar agua entre los inversionistas que están en este fondo es cambiar algo relevante para el segundo proyecto», concluye.

Fuente: https://amp-df-cl.cdn.ampproject.org/c/s/amp.df.cl/mercados/mercados-en-accion/san-miguel-la-nueva-apuesta-de-zurich-en-el-negocio-de-renta-residencial