Desde hace un tiempo que la renta residencial se ha vuelto una opción viable no solo para aquellos chilenos que no han podido adquirir una vivienda, sino también para varios inversionistas que han visto en el mercado multifamily una oportunidad de incrementar sus ingresos a largo plazo. Y la fuerza que ha tomado este modelo es tal, que ya no solo se desarrolla en comunas de las zonas centro o centro-sur de Santiago, sino que ahora es el sector oriente el que también abre sus puertas a este negocio inmobiliario.

Durante el primer semestre de este año ingresaron 13 edificios destinados a este giro, de los cuales un 46,15% están ubicados en la zona oriente de Santiago, que comprende las comunas de Las Condes, Providencia y Ñuñoa, según el último reporte de la empresa de consultoría inmobiliaria CBRE.

Sin embargo, pese a concentrar la cantidad de proyectos, en número de departamentos su presencia es menor ya que el mercado en estas zonas de la ciudad anotó la entrada de solo 596 unidades, situándose por debajo de las áreas centro-sur y centro poniente, con 956 y 2.008 inmuebles nuevos respectivamente.

Por otro lado, del total de edificios actualmente en construcción (46), 10 están ubicados en las zonas de mayores ingresos, y ocupan el segundo lugar en la lista después del centro de la capital con 14 proyectos en ejecución. En tercer y cuarto lugar se ubican los sectores centro-poniente con ocho edificios y centro-sur con siete.

 

Rentas promedio al alza

No solo la oferta está creciendo en este sector, sino también la demanda, incluso por sobre algunos polos de comunas ubicadas en el centro y sur de Santiago. De acuerdo con los datos de CBRE, Quinta Normal y Estación Central lideran la absorción con 1.951 unidades, seguida de la zona oriente con 636 departamentos multifamily. Y en los últimos lugares figuran las comunas de San Miguel, San Joaquín y Santiago Centro, cuya demanda no supera las 416 unidades.

En este marco, la apertura del mercado multifamily en las comunas del sector oriente no es menor, pues su fortalecimiento ha arrastrado al alza las rentas en toda la capital. A junio de 2022, los valores crecieron un 10,8% en relación al semestre anterior, cerrando este período con un precio promedio de 0,323 UF/m2.

Desde CBRE explican que entre los factores más incidentes destacan el ingreso de nuevos proyectos en la comuna de Lo Barnechea, “que ponderan un precio de arriendo de 0,36 UF/m2, y la comuna de Providencia, que ingresa proyectos de un mayor estándar en comparación al producto típico del mercado local”.

Además, en medio de meses complejos para el sector, en los cuales la compraventa de viviendas se ve cada vez más incierta, el modelo de renta residencial se posiciona como una opción segura para aquellos inversionistas que deseen mantener ganancias a largo plazo.

 

La apuesta de Greystar

Tom Livelli, Managing Director de Greystar en Sudamérica, una de las compañías líderes en renta residencial, cuenta que “es un mito que la zona oriente no arriende”. Y señala que, según la información de mercado levantada por la empresa, en Vitacura casi el 50% de los habitantes optan por este modelo que, si bien no siempre responde al mercado multifamily, constituyen un pie de entrada a un mercado cada vez más masivo.

Actualmente Greystar cuenta con ocho proyectos de este tipo en la RM, de los cuales tres están ubicados en las comunas de Ñuñoa, Las Condes y Providencia. Y esperan cerrar el 2022 con al menos otros tres proyectos más en ese sector.

“La mayoría de nuestros esfuerzos están en el sector oriente porque antes esa puerta estaba cerrada, era muy difícil competir con el mercado de venta. Hoy se ha abierto, y la queremos aprovechar”, dice Livelli.

Para el ejecutivo de la compañía estadounidense, el auge de los arriendos en comunas como Las Condes se explica debido a la transversalidad de los efectos económicos que hoy afectan a la población. Y explica que, a su juicio, existe la posibilidad de que “como la venta está lenta, a las empresas les va a convenir vender el edificio completo” a algún interesado en convertirlo en multifamily, en lugar de vender unidad por unidad.

“Antes los arriendos no permitían tener un retorno razonable, y los inversionistas de este tipo requieren un retorno mínimo”, dice, y agrega que “en un sector de ingresos más altos están buscando más arriendos porque estamos viviendo una contingencia de mayor incertidumbre. Y uno, en ese tipo de circunstancias tiende a postergar la decisión de compra”.

 

Rentabilidad del mercado

Consultado sobre si Chile seguirá siendo un país rentable en el mercado multifamily, Livelli responde: “absolutamente”. Y explica que si bien en el negocio inmobiliario el éxito de un proyecto normalmente depende del escenario económico del país y está influenciado por sus características demográficas, en la renta residencial es justamente al revés.

“Cuando se mira el déficit habitacional en Chile, la tendencia es que cada vez achican más los hogares, y cada vez se posterga más la decisión de casarse y tener hijos; todo eso es un viento de cola para la clase de activos multifamily”, asegura

Fuente: https://www.df.cl/empresas/industria/mercado-multifamily-toma-fuerza-en-el-sector-oriente-de-santiago-y